Natación

Aprender a nadar es una necesidad

¿Y tú, sabes nadar?

Llega el verano y con él las visitas a piscinas o playa en familia, sin duda, uno de los mejores momentos del año de los que siempre guardamos buenos recuerdos.

La natación es uno de los deportes estrella del verano y la mayoría de nosotros solemos acudir a refrescarnos y escapar del calor en una piscina y practicar uno de los deportes más completos que existen.

Pero cuidado, porque si vamos con niños pequeños, este apacible entorno nos puede jugar una mala pasada, y es que la combinación “medio acuático + niños” puede ser peligrosa si éstos no saben nadar.

Por ello es fundamental que acostumbremos a nuestros menores a familiarizarse con el entorno acuático, no solo para evitar sustos innecesarios, sino también porque la práctica de la natación es ampliamente beneficiosa para su desarrollo motor, psicológico y social.

Indicada para personas de todas las edades, la natación es una de las actividades deportivas más completas que existen, al trabajar y ejercitar la coordinación motora, el sistema circulatorio y el respiratorio, contribuyendo además, en el caso de los más pequeños, al desarrollo de la independencia y la autoconfianza del niño.

¿Pero qué edad es la idónea para comenzar su práctica? La respuesta es simple, cuanto antes mejor. Para un bebé, que día a día evoluciona a pasos agigantados en lo que a desarrollo se refiere, la práctica de la natación mejora sus capacidades cardio-respiratorias, favorece su alineación postural y beneficia su coordinación muscular, desarrollando sus capacidades sensoriales y psicomotrices al trabajar la localización propioceptiva e integración kinestésica.

Además, en plano de desarrollo social, el hecho de ser una actividad colectiva dirigida, en la que los niños y niñas interactúan con otros compañeros y compañeras, amplia el horizonte de los juegos compartidos y activa la diversión y el espíritu de juego, consolidando los vínculos de afecto con sus familiares en el caso de la matronatación y con amigos en los grupos de natación infantil.

Top Health apuesta durante todo el año por este deporte, incidiendo en la importancia de que los más pequeños sepan desenvolverse en el medio acuático, sobre todo de cara al verano que, como viene siendo habitual, ofertaremos cursos intensivos para los niños que quieran aprender y practicar este completo y refrescante deporte y por otro lado daremos continuidad a los cursos que hemos ofrecido durante el invierno, dirigidos por los mejores monitores y a los que les avala una gran experiencia.

Como ves todo son ventajas en esta práctica deportiva y de cara al verano la tranquilidad que nos puede dar verlos disfrutar jugando, seguros, en una piscina.

Todavía estás a tiempo, infórmate sobre nuestros cursos intensivos de natación y sumérgete en un mar de experiencias por descubrir con Top Health.

¡Os esperamos!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.