Nueva Temporada Top Health

Para todo aquel que realice una actividad física o deporte, ya sea deportista profesional o no, el estiramiento de los músculos es una de esas cosas que tiene que hacer si o si. Trabajar nuestra musculatura requiere de una intensidad y un esfuerzo que debemos rebajar a posteriori con estiramientos y otros ejercicios. Aunque os lo acabamos de repetir, sabemos que lo tenéis totalmente presente, por ello os vamos a comentar directamente los beneficios de los estiramientos, y algunos consejos que os vendrán de maravilla.

Beneficios del estiramiento

  • Mejora la flexibilidad: Una musculatura flexible aumenta tu rendimiento deportivo y físico. No solo a nivel de competición, sino también en el día a día. Cargar con paquetes, agacharse, ordenador cosas pesadas, colocar cosas… El estiramiento favorece cualquier movimiento que realices en tu vida cotidiana.
  • Mejora del movimiento articular: Estirar favorece un mayor rango de movimiento de nuestras articulaciones, además de darte mayor equilibrio y movilidad en general. Además te prevendrá de lesiones y dolores de todo tipo.
  • Mejora la circulación sanguínea: Tener músculos más estirados favorece que la sangre llegue mejor a ellos, por lo tanto la recuperación de estos tras un esfuerzo es mejor.
  • Mejora nuestra postura: Unos músculos flexibles y estirados harán que los músculos no se agarroten, ni se carguen, por lo que tendrás una postura más natural que deriva en menores problemas y dolores.
  • Puede reducir el estrés: La relajación de los músculos favorece que la persona se encuentre más descansada, más tranquila y en mejor disposición, lo que repercutirá para bien a nivel psicológico.
  • Ayuda a prevenir lesiones: Digamos que es su mayor beneficio. Estirar diariamente te garantiza una reducción del porcentaje de lesiones.

Consejos para estirar bien

Los estiramientos también tienen su técnica y su arte. Estirar nos será beneficiosa siempre que lo hagamos correctamente. Una mala ejecución del estiramiento también tendrá consecuencias negativas, por lo tanto, a continuación dejamos unos consejos para que estiréis perfectamente.

  • Debes estirar distintos grupos musculares: Importante que estires todo el cuerpo por grupos musculares, no solo algunos en concreto. Muslos, caderas, espalda, cuello, hombros… no te dejes ninguno atrás.
  • Calienta primero, estira después: Hay mucha controversia con el timing del estiramiento. Muchos recomiendan que nunca se estire antes de realizar el ejercicio físico, mientras que otros los incluyen en su rutina de calentamiento. Sin embargo, en lo que todos coinciden es que jamás se debe estirar un músculo sin haberlo calentado antes.
  • La duración del estiramiento debe ser de 30 segundos al menos: Debemos tomarlo con calma y sin prisa. Si tienes un músculo cargado o dolorido (que no sea rotura), debemos intentar estirarlo por 60 segundos. Nunca olvides de estirar los dos músculos: piernas izquierda y derecha, hombro izquierdo y derecho, etc…
  • Evita rebotes: El estiramiento es un movimiento fijo y estático. Cuando hagas el estiramiento haz el movimiento y mantén el músculo en tensión. Una vez terminado, vuelve a la posición natural lentamente.
  • Tensión no es dolor: El estiramiento nunca debe doler. Si se da el caso, puede que tengas una pequeña lesión, o simplemente, que debas bajar la intensidad. El estiramiento es progresivo, poco a poco irás consiguiendo mejorarlo pero no es un proceso inmediato.
  • Recomendamos que se estire una vez al día. Este sería el estado ideal pero un mínimo de 3 veces a la semana debería bastar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información.